Regístrate
Se enviará la contraseña a tu correo electrónico.

 

Por Gianmarco Farfán Cerdán*

Crédito de la foto (izq.) Ed. Municipalidad de Lima /

(der.) Daysi Grandez Panduro

 

5 poemas de Eres el amanecer (2020),

de Gianmarco Farfán Cerdán

 

 

Viaje final

 

En el firmamento

dos estrellas recorren

el hermoso camino

de la eternidad.

 

Buscan

una junto a la otra

regresar al origen

reencontrarse

con el primer hálito de vida

con el movimiento inicial

del universo.

 

Ella y él

(o tú y yo)

tras su viaje final

tienen la honda esperanza

de que los envíen

a navegar juntos

otra vez

por todas las estaciones del amor

penetrando las dimensiones de la dicha

iluminándose mutuamente

con sus cuerpos de astros

que solo saben amarse

y surcar el infinito.

 

Gianmarco Farfán

El universo en tu voz

 

En medio de la normalidad citadina

que enjaula vidas humanas

y es tan rutinaria en mis días

resplandece siempre algo mágico:

y todo lo que proviene de ti.

 

Contigo

todo se vuelve un poema

todo se explica en versos

todo se transforma en eternidad

en un obsequio del Dios que me ama

y siento que nada me falta

porque anida el universo en tu voz

y los sonidos más perfectos

provienen de tu boca

que susurra caricias

para mí

a cualquier hora

en cualquier lugar.

 

Porque todo momento

se torna bendito

bajo el firmamento maravilloso

de tu risa.

 

Porque escucharte leer

en voz alta

versos de Wislawa Szymborska

o de Juan Manuel Roca

o de Sonia Luz Carrillo

o de José Watanabe

o de Arturo Corcuera

o de Octavio Paz

o de Luis Cernuda

o de Alejandra Pizarnik

embellece mucho más esos formidables poemas

enaltece la dignidad de los días

y también

vuelve más intensa

y profunda

y valiosa

mi vida.

 

Retorno al amor

 

Soy una sombra que te ama

mientras cierras tus ojos de mujer noble

y entras en el reino del sueño

y entonces

quebramos el silencio de la madrugada

despedazamos el frío del invierno

y somos movimiento puro

danza de los planetas

armonía de la vida

remolinos de estrellas

y nada nos falta

y todo es exacto

en nuestra comunión de espíritus y cuerpos.

 

Soy una sombra fiel

que cada noche vuelve a ti

desde la ausencia

la muerte

la nada

el olvido

la distancia infinita

o como quieras llamarle.

 

Porque cuando me recuerdas o me sueñas

tus pensamientos y tus sentimientos

añoran la luz que inundaba

nuestra habitación

cada vez que nos mirábamos

y nos abrazábamos

y nos besábamos

y flotábamos entre galaxias

y nos convertíamos en los dos cometas más grandiosos

que hayan cruzado alguna vez el universo.

 

 

Todo me remite a ti

 

Cuando leo Dos cuerpos de Octavio Paz

me lleno de tu Sol

cuando leo Te quiero de Luis Cernuda

pienso en ti

cuando leo Parejas de Benjamín Prado

no puedo impedir habitarme de ti

y cuando leo encantado

El amor no comprende otro idioma que el amor

sé que Arturo Corcuera

se inspiró en nosotros para escribirlo.

 

Cuando veo que Burt Lancaster y Deborah Kerr

se besan echados en la playa

mientras el mar baña sus cuerpos

en De aquí a la eternidad

pienso con júbilo en ti

o cuando noto que el hombre flaco

besa tiernamente a su mujer

en la mejilla derecha

bajo las doradas sábanas

en El beso de Gustav Klimt

me abruman los recuerdos de ti.

 

También cuando escucho

This guy´s in love with you

en la voz de Andy Williams

te extraño como un adolescente

que vive su primer amor.

 

Y cuando escucho Mystica del Gato Barbieri

revivo todos los oasis nocturnos

en los que nos acompañó

y navego en ti.

 

Porque cuando Si me das tu amor de Serú Girán

fluye en mis oídos

comienzo a revisar nuestras fotografías

y me dan ganas de escribirte nuevos poemas.

 

Pero sobre todo

mi amor

mujer de mi vida

hábitat preferido de mis días

pienso en ti

cuando miro hacia el mar

busco su horizonte infinito

con estos ojos que te echan de menos

y sé que tú

en donde estés

también observas ese horizonte marino sin fin

y entonces

nuestras miradas y almas se encuentran

y crean auroras boreales

en algún punto

de aquel universo azul.

 

Tu nombre en mi nombre

 

Porque nuestro amor lo merece

quiero grabar con fuego

tu nombre en mi nombre

en todas las maravillas del mundo moderno

y si pudiera viajar en el tiempo

también en las siete maravillas del mundo antiguo.

 

Incluso

quiero fusionar tu nombre y mi nombre

sobre el océano del infinito

en el hermoso espejo de la eternidad

que nos reflejará siempre

como un solo ser

un único latir

y un solo pensamiento.

 

Tu voz es mi guía iridiscente

tu risa es el primer baile de mis mañanas

tu nombre es mi nombre.

 

 

*(Lima-Perú, 1978). Poeta, narrador y periodista cultural. Dirige el blog cultural Entrevistas desde Lima. Obtuvo una mención honrosa en el Concurso de cuentos Horas de Ágora (2006) y fue finalista del Premio Anual al Periodismo Ramón Remolina Serano (2012). Ha publicado en poesía Eres el amanecer (2020); y en narrativa un relato suyo forma parte del libro Mosaico. Microficciones sobre discapacidad (2020, Nicaragua).

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: