Regístrate
Se enviará la contraseña a tu correo electrónico.

 

Por María Beleña*

Crédito de la foto (izq.) la autora /

(der.) Ed. Luces de Gálibo

 

 

 

5 poemas de cáscara (2020),

de María Beleña

 

 

Las carencias

nos llevaban a todos a una especie de inocencia,

a un vivir

en el centro puro de nosotros mismos.

José Watanabe

 

 

el polvo anónimo se desplaza

hacia lo olvidado su blancura

quieta como la nieve

 

no más grande que tu poro

reclama espacio

en la superficie que espera

cercana a la muerte

 

de vuelta a la forma

el destello desafía perforando

 

la cáscara de castaña

para no ser más

 

invierno

su pulcritud

la permanencia

 

 

los astros como el cerebro

gobiernan todo lo que puede

destruirse

 

su existencia desubica

la luz que sondea

el miedo a tocar suelo

 

por qué

la luna cuando mengua

huele a flor marchita

 

 

 

duele la marca del bozal

justo donde muere la voz

de qué sirve la forma de un cuerpo

 

La poeta María Beleña

 

Todo avanza y se dilata.

Walt Whitman

 

todo lo que soy cabe en una sola

mano

el resto es un privilegio

del viento

 

respirar

 

qué le sucede a la arena

que desde esta curvatura

no se distingue su rastro

 

no sé achicar la boca

ni enterrar el cuerpo

antes de que crezca

la siguiente tormenta

 

 

 

una gaviota grazna en la orilla

 desesperada por detectar el pez

la vida la pregunta de cuándo

es el descenso

 

no admite la posibilidad

de no alcanzar la carnaza

sobrevolando con la pregunta

 

por qué

al más grande de los trucos

lo llamamos amor

 

 

 

 

 

*(Valencia-España, 1985). Periodista y poeta. Ha colaborado en revistas de poesía contemporánea como Kokoro y ha sido antologada en Cada mirada es única, Antología de Poesía Viejoven, Ábrete, cielo, entre otras. También es creadora de videopoesía. Ha publicado en poesía cáscara (2020).

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: