Por Juan Carlos Méndez*

Crédito de la foto (izq.) Ed. Berenberg /

(der.) www.traduttore-traditore.de

 

 

César Vallejo habla alemán

 

Editorial Berenberg traduce crónicas del poeta peruano y las presenta en Berlín.

 

“Porque me apasiona el idioma y porque ninguna otra región produce literatura de tan alta calidad como Latinoamérica”, responde con un castellano fluido Heinrich von Berenberg desde su oficina en Berlin Mitte, el tradicional barrio de la capital germana.

La pregunta al editor no es solo por la reciente traducción de las crónicas de Vallejo sino por su catálogo. Y es que Berenberg Verlag, su editorial, refleja una palabra de origen francés muy usada por los alemanes: Engagement. Compromiso, entusiasmo. Allí están como prueba los libros del chileno Bolaño (a quien introdujo al mercado alemán), el argentino Piglia y su compatriota Selva Almada, el colombiano Abad Faciolince, el mexicano Juan Pablo Villalobos y la uruguaya Peri Rossi, entre otros.

 

El poeta Cesar Vallejo en Berlín (Alemania), frente a la Puerta de Brandenburgo.
1929.

 

“Mi padre contaba en castellano sus viajes de negocios por Argentina y Guatemala. Era una música muy distinta. Creo que allí empezó mi fascinación por el idioma”, explica von Berenberg, hijo de una tradicional familia de banqueros, que en lugar de dedicarse a los negocios prefirió estudiar literatura alemana e inglesa. “Al principio hubo un poco de preocupación, pero luego entendieron”, señala.

Luego, ya trabajando para la editorial Wagenbach, visitaría año a año la Feria del libro de Madrid, a los editores catalanes y leería a Cortázar, a García Márquez y La Casa Verde de Vargas Llosa. “Una maravilla”, resume. Más adelante, en el 2004, fundaría su propia editorial que, aunque no está especializada en Latinoamérica, es un reflejo de la curiosidad que le despierta la región, como lo confirman sus viajes por Cuba, Colombia, México, Argentina y Bolivia. ¿Y Perú? “Estuve solo una hora por la carretera camino al Lago Titicaca”, sonríe. “Espero ir pronto”, añade.

Por el momento, Berenberg ha publicado la traducción realizada por Peter Kultzen* de las crónicas europeas firmadas por Vallejo entre 1923 y 1930. Su título en alemán sugiere un secreto: “Reden wir Spanisch –man hört uns zu”, que en una traducción libre sería algo así como “Nos pueden oír, mejor hablemos español”.

Reconocida en el mercado alemán por publicar libros elegantes y sobrios, cosidos y encuadernados con tela mixta, la editorial, con auspicio de la Embajada del Perú, presentó el volumen el pasado noviembre en el Instituto Cervantes de Berlín. “Reden wir Spanisch…”, viene cosechando reseñas positivas en la prensa alemana.

 

 

—¿Cómo responden los lectores a su apuesta latinoamericana?

—Es difícil. Las ventas no son altas. Sin embargo, La Oculta de Abad Faciolince fue un éxito: vendimos tres mil ejemplares.

—¿Y cómo es el éxito para un autor alemán?

—Bueno, nosotros somos una editorial pequeña, lanzamos unos diez títulos al año, sobre todo de autores alemanes, ingleses y franceses con una edición muy cuidada. Es difícil vender más de mil ejemplares, pero con Christine Wunnicke tuvimos suerte y en el 2015 y el 2017 sus libros fueron nominados al Deutscher Buchpreis (Premio del Libro Alemán) y rápidamente alcanzamos con ella los cuatro mil ejemplares.

—Volviendo a Latinoamérica, ¿cuál fue la primera novela de Bolaño que tradujo?

—“La literatura nazi en América”. Y luego traduje seis más. Puedo decir que descubrí sus libros para Alemania. El 2019 es probable que publique su primera novela, “Monsieur Pain”

—Que recrea los últimos días de Vallejo en París.

—Exactamente.

—¿Por qué eligió los textos periodísticos del poeta peruano?

—Las crónicas son un género que me fascina y el periodo de entre guerras también. Me parece que la visión de un foráneo sobre lo que sucedía en Europa es muy interesante. Además, su estilo es a veces muy divertido y diría que hasta surrealista. Tiene un lado lúdico y absurdo que me ha provocado mucha risa mientras lo leía y por eso le hemos puesto ese título, que en alemán tiene un sentido muy gracioso. Espero que los lectores también lo disfruten y en el futuro pueda publicar más literatura peruana.

 

 

 

 

*(Perú, 1976). Periodista, narrador y dramaturgo. Licenciado en periodismo por la Pontificia Universidad Católica del Perú, con estudios de Literatura en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (Perú). En la actualidad, reside en Alemania donde culmina una maestría en Ciencias de la Cultura en la Bonn Universität. Se desempeñó como editor de la sección cultural de la revista Caretas (Perú). Ha publicado en teatro Tiernísimo Animal/ La luz de la lluvia (1999); y en novela Pandilla interior (2010) y, próximamente, Todo se sabe (inédito).

 
 
 

**(Hamburgo-Alemania, 1962). Traductor. Obtuvo el Premio de Traducción de la Embajada de España en Alemania (1994 y 2011). Ha participado en el Festival de Literatura de Medellín (2015) y la Feria del Libro de Santiago de Chile (2017). Ha traducido, entre otros, a Federico García Lorca, Roberto Bolaño, Rafael Gumucio, Juan Goytisolo, Eduardo Halfon, César Vallejo, Javier Cercas, Rosa Chacel y Julio Ramón Ribeyro.

Deja un comentario